Buscar

Conoce 8 brechas principales del emprendimiento en Chile




1 Brechas a nivel del Marco Regulatorio

Este es el sector donde Chile presenta las mayores brechas en comparación con el resto de los países de la OECD. En particular, se observan deficiencias a nivel de barreras administrativas de entrada, barreras administrativas para el crecimiento, leyes de quiebra y re-emprendimiento, sistema judicial, y sistema impositivo.


2 Barreras administrativas de entrada

Crear una empresa en Chile requiere de 14 procedimientos distintos. Esto contrasta con el promedio de la OECD que requiere de 10.7 pasos para iniciar un negocio. La Ley de Empresas en un Día dictada por el Presidente Piñera en el 2013 fue un paso importante en pos de disminuir las barreras de entrada. Queda ahora simplificar el número de trámites requeridos para subir en el ranking.


3 Barreras administrativas para el crecimiento

Chile tiene deficiencias a nivel del sistema de inscripción de bienes raíces, y también a nivel del tiempo requerido para preparar impuestos, de acuerdo al índice del Banco Mundial que rankea a los países según un puntaje que va de 0 a 30. Este puntaje mide la calidad del sistema de administración de propiedades incluyendo 5 dimensiones: confiabilidad, transparencia, cobertura geográfica, sistemas de resolución de conflictos y equidad en el acceso a derechos de propiedad. En el informe de 2016, Chile tiene un puntaje de 14 y si bien es uno de los primeros de Latinoamérica, aún queda mucho por avanzar, por lo que se sugiere una revisión al sistema de conservador de bienes raíces nacional. Específicamente, se deben analizar la cantidad de pasos, tiempo y costos requeridos para registrar propiedades. Hay nuevas tecnologías habilitantes como Blockchain que pueden generar un registro online y a prueba de hackers (tal como funcionan los bitcoins). Otro índice deficiente para Chile es el tiempo necesario para preparar, enviar y pagar impuestos de empresas. Urge una reforma tributaria que simplifique los trámites requeridos para calcular los impuestos.


4 Leyes de quiebra

En este sistema, Chile también está muy por debajo del resto de los países de la OECD. Hay tres indicadores deficitarios: 1) los costos legales de declararse en quiebra; 2) el tiempo promedio que dura el proceso de quiebra; y 3) la tasa de recuperación. Este último indicador es calculado por el Banco Mundial y mide cuántos centavos por cada dólar son recuperados por los acreedores a través del sistema judicial. Para calcular esta cifra, se toma en consideración si el negocio es capaz de salir de la quiebra o si sus activos son vendidos en forma separada. Luego deduce los costos legales, y luego el valor del costo de oportunidad del dinero que no puede ser utilizado hasta que se ejecuta la quiebra, incluyendo el costo de depreciación. De acuerdo a esta metodología, en Chile sólo se recuperan 34 centavos por dólar adeudado. Es decir, la mitad del promedio de la OECD (67 Centavos).


5 Condiciones del mercado

A nivel del desarrollo económico del país, los estudios se concentran en el impacto del PIB per cápita en el tipo de emprendimiento a desarrollar. El PIB como indicador, sin embargo, es una medida agregada que dificulta la verdadera complejidad de la economía. Es muy distinto tener un PIB alto exportando un solo commodity, como sucede con los países que exportan petróleo, que tener un PIB alto exportando una gran variedad de productos. En los últimos años, Hidalgo & Hausman (2009) han desarrollado un índice que mide la complejidad de la economía de los países (ECI). El objetivo de este indicador es explicar el crecimiento económico a través de la composición industrial de los países, mientras más diversificada sea la matriz productiva de un país, mayor será su potencial de crecimiento. Chile no posee un buen índice de complejidad económica, ya que nuestra economía se basa principalmente en el Cobre. El que nuestra economía no sea compleja repercute a nivel de la cantidad de oportunidades de emprendimiento que pueda existir.


6 Acceso a financiamiento

La principal brecha guarda relación con el costo de financiamiento para empresas Pymes. En comparación con las grandes empresas, el costo del capital para las Pymes es mayor, lo que puede obedecer a factores de riesgo y garantías que puedan ofrecer estas empresas a los prestamistas. Si bien es esperable que exista una brecha positiva entre la tasa a la que le prestan dinero a las Pymes y la tasa a la que les prestan dinero a las grandes empresas, el tamaño de esta brecha importa. Estudios en Francia, encontraron que la causa raíz de esta brecha era que muchas veces las pymes viven de sobregiros, y esta inadecuada planificación financiera hace que incurran en intereses mayores. Otras causas son las prácticas de pagar a 90 días a proveedores pequeños. Entonces las empresas grandes no sólo acceden a menores tasas de crédito, sino que también sus proveedores pueden subsidiar su costo de capital. Iniciativas como sellos “Pro-Pyme” que destaquen políticas de pago a proveedores a 30 días son importantes para ayudar a nivelar la cancha.


7 Creación y difusión de conocimiento

Chile está en la última posición invirtiendo menos del 0.4% del PIB en I+D. Esto, a pesar de los esfuerzos realizados en las últimas décadas a través de distintos programas públicos como la Ley de incentivo tributario a las actividades de I+D. Más aún, menos de una cuarta parte de las empresas nacionales está realizando innovación (CIS, 2015). Aquí, el principal actor que está en deuda es el sector privado. A diferencia de la mayoría de los países desarrollados donde aproximadamente 2/3 del gasto en I+D es financiado por la industria, en Chile el sector privado financia tan solo 1/3 del gasto en I+D.

Se debe aumentar el gasto en I+D, ya que, éste es un precursor del crecimiento de largo plazo de las naciones (Romer, 1990). Otro aspecto crítico es la difusión de conocimientos entre las universidades y las empresas. Las universidades pueden constituir un verdadero “motor de crecimiento” regional (Laursen & Salter, 2004). En Chile existen distintos instrumentos para promover estos vínculos, como lo son los Vouchers y Contratos Tecnológicos, de Corfo. Otro aspecto importante que afecta la creación y difusión de conocimiento es formación de capital humano avanzado. Graduados con competencias técnicas distintivas pueden contribuir a revitalizar la I+D de una empresa y también contribuyen a la generación de empleo a través del emprendimiento y la creación de nuevas empresas. Mientras el promedio de los países de la OECD es de 8 investigadores por cada 1000 trabajadores, en Chile esa cifra es de sólo un investigador cada 1000 trabajadores Finalmente, Chile cuenta con una institucionalidad fragmentada, con poca coordinación interna. A la luz de la discusión sobre la creación de un nuevo Ministerio de Ciencia y Tecnología, se debiesen buscar sinergias entre las labores que hace Corfo y Conicty, así como de los distintos centros de investigación nacional como el INIA, entre otros.


8 Capacidades de emprendimiento

A nivel de las capacidades de emprendimiento, la principal brecha de Chile se refiere al porcentaje de la población con educación superior. En este indicador, recolectado por la OECD (2014), se visualizó que en Chile un 27% de la población tiene educación superior, comparado con el promedio de la OECD que está en 40%. Si bien se han hecho avances en Chile para mejorar el acceso a la educación superior, aún queda un largo trecho por recorrer para subir este indicador. La reforma a la Educación Superior de Chile debiese partir por asegurar que nadie con el talento necesario se quede fuera de la universidad por problemas económicos, y para esto se requiere un mix de becas y crédito para los estudiantes.

211 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo